Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Para cambiar la configuración u obtener más información aquí
Aceptar

Victoria en Almería (64-66)

Campus Promete se estrena en LF2 con un triunfo de sufrimiento

Sufriendo hasta el final, el Campus Promete firmó un regreso victorioso a la Liga Femenina 2 este sábado por la noche en Almería. Las de Jacinto Carbajal sumaron el primer triunfo del año (64-66) en un emocionante partido en el que ISE CB Almería les remontó una desventaja que llegó a ser de 13 puntos en el último cuarto, para un final casi a cara o cruz, donde las riojanas estuvieron más acertadas. Vanessa Gidden sumó su primer doble doble de la temporada (18 puntos, 14 rebotes).

Con ambos equipos aún afinando la puesta a punto como es normal a estas alturas de inicio de temporada, el arranque del partido estuvo marcado por las imprecisiones en ambos lados. Almería sumaba pérdidas pero se mantenía desde el 6.75 (4 triples en la primera parte) ante un Campus Promete negado hasta poco antes del descanso. Tras un primer cuarto de gobierno riojano, siempre en distancias muy cortas, las locales desatascaban el partido desde el perímetro y se ponían por delante por primera vez (24-23, minuto 16) bajo el liderazgo de la argentina D’Urso (11 puntos al descanso). Aún lastradas por las faltas de su mejor anotadora, Alicia González, las andaluzas daban problemas al Campus Promete, incómodo sobre el parqué y que daba fluidez a su producción con la entrada en juego de Julien, dos triples al fin en la parte final del segundo cuarto, el segundo de ellos sobre la bocina que marcaba el descanso (36-33).

Punto de inflexión

El tercer cuarto marcó la clave para el futuro del encuentro. Entraron con mucha mejor cara las riojanas, que comenzaban a hacer daño en la pintura con la dupla Swart-Gidden: un primer parcial 0-6 devolvía la ventaja (36-39), y aunque las locales se mantenían con el regreso de González, el Campus Promete iría un paso más allá. Parcial 0-9 con el añadido de Benet y un triple de Julien, y una ventaja en la decena, inédita hasta entonces en un partido muy igualado (42-52).

Después de mucha pelea, el Promete parecía al fin tener controlado el partido: un triple y dos tiros libres de Vukoje marcaban la máxima de la noche (46-59), a sólo 7 minutos del final, que se harían eternos mediando el inesperado cambio de guión: un parcial de 10-2 con González, D’Ursó y Santana metía a las locales de nuevo en la lucha (56-61), espoleadas por su público y un margen amplio de más de 4 minutos aún. En este desenlace definitivo volvieron las rachas de errores, y las acciones de Benet y Manzanares mantuvieron a las riojanas a flote. Almería aún crecería hasta el 64-65 a 24 segundos, concediendo tiros libres a Vukoje (sólo uno dentro) para tener la última posesión, que no acabaría en lanzamiento tras la intervención de la base serbia.

El Campus Promete suma de esta forma su primer triunfo en LF2 y se lleva de añadido el aviso de una temporada que será larga y complicada. La próxima cita es el sábado día 13 en Lobete ante Pacisa Alcobendas.