Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Para cambiar la configuración u obtener más información aquí
Aceptar

El club

Un club diferente

¿Por qué un club deportivo en Fundación Promete?

El Club Deportivo Promete es un proyecto de Fundación Promete consistente en el diseño de un entorno educativo en un ámbito delimitado y específico, como es un club deportivo considerado como ecosistema, con el objetivo de investigar y experimentar la implantación operativa de los principios del nuevo paradigma educativo, La Educación del Ser, que Fundación Promete viene desarrollando desde hace años también mediante otros proyectos en otros contextos, como los de ocio y tiempo libre (Campus Promete) o escolar (Mi Colegio Promete).

El C.D. Promete es una organización con identidad propia e integrada orgánicamente en Fundación Promete, por lo que encarna sus mismos valores y persigue su misma misión:

Desarrollar el talento de todas las personas a través de la innovación educativa y social desde un nuevo paradigma de educación personalizada, vocacional e incluyente: La Educación del Ser”.

Por todo ello, es un club innovador, de nueva generación, con vocación de ser diferente para alcanzar mejores resultados en su misión:

Desarrollar el talento deportivo, profesional y personal de todos sus integrantes desde la práctica y la cultura del deporte”.

Señas de identidad

El Club Deportivo Promete es un club:

IDENTITARIO

  • Respeta la identidad individual de cada participante y fomenta el desarrollo de su personalidad mediante los valores y metodologías más favorables para un pleno desarrollo de su talento.
  • Construye y cuida su identidad colectiva como un entorno social favorecedor del desarrollo del talento de los individuos y digno de merecer el sentimiento de pertenencia de sus integrantes.

VOCACIONAL

  • Maximiza las posibilidades de encuentro vocacional del individuo con su pasión o interés genuino. Diseña experiencias, itinerarios y oportunidades, tanto en la práctica como en la cultura deportivas, multiplicando tanto las puertas de entrada al club como los contextos de cruce entre práctica y cultura deportivas, conectando las de salida con procesos de formación, práctica e inserción laboral temprana.

INCLUYENTE

  • Abierto a la participación de cualquier persona, en cualquier estadio actual de desarrollo de sus capacidades, tanto en el ámbito de la práctica como en el de la cultura deportivas.
  • Comprometido con el desarrollo e implementación de procedimientos de formación en todas las funciones y niveles del club.
  • Facilitador de procesos de reflexión, experimentación y transformación personal y profesional en las distintas etapas del ciclo vital.

Objetivos

DEPORTIVOS

  • Desarrollar un modelo de desarrollo del talento deportivo propio e innovador, transfiriéndolo mediante la formación de entrenadores y aplicándolo al desarrollo de las jugadoras a través de dos centros de formación interna:
    • ESCUELA DE ENTRENADORES
    • ESCUELA DE TALENTO DEPORTIVO
  • Construir y mantener la estructura completa de categorías de competición.
  • Desarrollar un modelo de gestión dinámica de plantillas para que las jugadoras puedan disponer del máximo tiempo de juego y nivel competitivo idóneo, tanto en su nivel de desarrollo actual como en su zona de desarrollo próximo.

EDUCATIVOS

  • Desarrollar un modelo de desarrollo del talento profesional y personal desde la cultura deportiva.
    • Ampliar las vías de encuentro vocacional y salidas profesionales.
    • Facilitar el desarrollo personal de los participantes .
  • Desarrollar un mapa de valores y un plan de actuación para su integración en los distintos espacios educativos del club.

SOCIALES

  • Desarrollo del apoyo y la participación social.

Modelo de desarrollo del talento deportivo

El desarrollo del talento, entendido como el diferencial de rendimiento en una capacidad concreta en dos momentos distintos (Δ T = T2 – T1), está en función de tres factores principales:

  • La genética del individuo.
    • Es una constante, como campo de propensión para esa actividad o Talento Potencial (Tp). Si bien una propensión positiva puede ser necesaria para alcanzar cotas extremas de excelencia (profesionalismo), tan sólo una propensión muy negativa o la discapacidad pueden impedir alcanzar a la gran mayoría de la población niveles de rendimiento muy altos si el entorno y la personalidad del individuo le permiten trabajar para ello adecuadamente. Por tanto, los factores socioculturales y psicológicos, educables por otra parte, son mucho más determinantes que una supuesta predisposición innata. El talento, entendido como excelencia en una actividad concreta, se puede desarrollar.
  • El entorno holístico, desde el más general y temprano (su familia y cultura) hasta el más específico e inmediato (el club, el entrenador y el equipo) son ecosistemas que pueden condicionar en ambos sentidos, tanto por la disponibilidad de estímulos y recursos específicos para la actividad como, especialmente, por su influencia en la conformación de la personalidad adecuada para afrontar el trabajo y el esfuerzo necesarios para el desarrollo de la capacidad.
  • La personalidad, como complejo sumatorio de:
    • Un temperamento de origen genético y bioquímico.
    • Un carácter aprendido de origen familiar, cultural y educativo.
    • Una identidad elegida de origen voluntario.

La interacción de estos tres factores da como resultado un Mapa de Valores Personal, una topografía de las elecciones de conducta del individuo en cada circunstancia. Estos valores individuales tienen un fuerte condicionamiento colectivo y social puesto que se aprenden en gran medida por imitación en edades tempranas, pero están definidos finalmente por la consciencia, la voluntad y la libertad del individuo, por lo que son educables y modificables.

Fórmulo para el desarrollo del talento deportivo

El proyecto del club es investigar y definir cuáles son los valores idóneos de un entorno favorecedor del desarrollo del talento deportivo y hacerlos presentes en la cultura y el entorno operativo del club, a través de políticas operativas, para poder ser adquiridos por imitación por los participantes.

El club, como entorno específico para la práctica deportiva, debe ser rico en recursos humanos y materiales para la tecnificación y la competición. La calidad humana y técnica del Cuadro Técnico del club está confiada a la Escuela de Entrenadores Promete, responsables tanto de la observación y estimación del talento potencial de todos los participantes y candidatos a serlo como de su desarrollo sistemático a través de la práctica y, especialmente, a través de la Escuela de Talento Deportivo, para aquellas jugadoras con talento potencial, interés y personalidad adecuadas para seguir un programa intensivo de alto rendimiento.

La Política Deportiva del Club se basa en la Gestión Dinámica de Plantillas, con el objetivo de personalizar y optimizar el itinerario de progresión de cada jugadora. Se trata de una concepción extremadamente abierta y flexible de los equipos con el objeto de maximizar los minutos de juego en la categoría actual y las experiencias en la categoría de desarrollo de una forma equilibrada y en ciclos temporales muy breves. Comprometido con el desarrollo del talento deportivo local mediante el desarrollo de la cantera y los proyectos de iniciación (Basket Promete), la estrategia del club es apalancarla desde la atracción del talento exterior, profesional y de élite en formación, que complemente e incentive la participación del talento local elevando el nivel técnico de las plantillas, entrenamientos y de la Escuela de Talento Deportivo.

El club ha construido durante los últimos años la estructura de categorías adecuada para la óptima progresión personalizada de cada jugadora. Cuenta con equipos en todo el trayecto, desde la iniciación hasta Liga Femenina, máxima categoría nacional, siendo actualmente el único club de baloncesto femenino nacional con equipos en las dos máximas categorías, suponiendo el equipo de Liga Femenina 2 una plataforma perfecta para el salto de los talentos nacionales más jóvenes hacia el profesionalismo.

Estructura de club para el desarrollo del talento deportivo

Deporte y educación en valores

El deporte es una actividad necesaria en el entorno educativo y escolar, tanto por los beneficios del ejercicio físico en la salud como por su potencial educativo en valores positivos.

El deporte colectivo facilita la inclusión y socialización desde la práctica, constituyendo el equipo un primer círculo de diversidad social en el que aprender a convivir.

Es también un contexto simbólico que permite la creación de una identidad colectiva que cohesione y fomente la colaboración en la construcción de una comunidad, fundamental por ello para el desarrollo de las comunidades educativas de los centros escolares.

Pero, además de todo ello, el deporte es una poderosa estrategia lúdica de educación en valores. Conecta con la pasión genuina de los niños por el movimiento y el juego, permitiendo canalizar esta motivación intrínseca hacia la adquisición de capacidades y valores de orden superior, las idóneas para el desarrollo del Talento Personal, entendido como nuestra capacidad de autorregularnos para llevar una buena vida, autónoma y satisfactoria.

El deporte es una poderosa estrategia lúdica de educación en valores para el desarrollo personal”.

Mapa de valores para La Educación del Ser

Mapa de valores del Club Deportivo Promete

El deporte ofrece la oportunidad de trabajar y adquirir una serie de valores determinados y propios de este contexto. La selección, conceptualización y priorización de valores según escenarios es una elección del club, que condiciona sus criterios y prioridades de actuación a todos los niveles. Los valores expresados SON la identidad del club.

El rigor y el respeto con que se observen en su contexto marcarán la credibilidad y confianza que despierte el club en la sociedad.

El Mapa de Valores del C.D. Promete es propio y exclusivo de éste, es un desarrollo específico y coherente del marco, más amplio y de uso educativo general, definido por Fundación Promete como Mapa de Valores para La Educación del Ser. Representa aquellos valores, elecciones de conducta de los individuos, específicos de la práctica y la cultura del baloncesto, que son favorables y necesarios para el desarrollo personal de los participantes en este contexto.

El mapa de valores representa aquellos que son favorables y necesarios para el desarrollo personal”.

Mapa de valores del Club Deportivo Promete

Mapa de espacios educativos del club

El mapa de espacios educativos es el conjunto de experiencias, itinerarios, cruces y oportunidades diseñados por el club para que los participantes activen y canalicen su energía interior, natural y disponible en todas las personas, y la apliquen al servicio de metas elevadas, incluso más allá de la práctica y la competición deportivas, dirigidas al desarrollo de su Talento Personal. Se trata de los niveles organizacional y ecosistémico apropiados para la implantación del resto de niveles de La Educación del Ser en el ámbito específico deportivo.

El mapa incluye la estructura deportiva clásica para el entrenamiento y competición en todas las categorías desde la base al profesionalismo. La práctica deportiva es siempre educativa en sí misma, pero especialmente aquí por realizarse desde los valores, metodología y organización adecuadas para La Educación del Ser.

A esto se añade una estrategia de generación de cantera mediante un abanico de entradas a través de espacios que facilitan y generan el encuentro vocacional con lo deportivo desde ámbitos de interés exteriores a él, como los de ocio general (CAMPUS PROMETE), escolar (MI COLEGIO PROMETE) y ocio específico (BASKET PROMETE, campus de baloncesto con BASKETECA, área para el desarrollo de proyectos personales, y SHOW).

Y también a la inversa, aprovechan la motivación natural por el deporte para facilitar el encuentro vocacional profesional y el desarrollo personal, gracias a múltiples experiencias y salidas que se facilitan a las jugadoras a lo largo de su trayectoria deportiva, mediante iniciación a través del voluntariado o con prácticas de integración laboral temprana, en roles como entrenadoras, preparadoras físicas, educadoras, gestoras u otros perfiles vinculados al ámbito del deporte.

Mapa de espacios educativos para el desarrollo del talento deportivo y profesional

Escuela de Talento Deportivo

La Escuela de Talento Deportivo (ETD) es el centro de alto rendimiento del club, un espacio para el crecimiento acelerado y una oportunidad para llegar al deporte de élite. Pensado para optimizar el desarrollo deportivo de aquellas jugadoras con talento potencial observado, interés demostrado y personalidad adecuada para seguir un programa de trabajo intensivo personalizado anual.

Escuela de Entrenadores

El Club Deportivo Promete pretender SER una escuela de entrenadores innovadora que facilite a todos nuestros técnicos una formación, transmisible a las jugadoras, coherente con los valores y objetivos del club y de Fundación Promete.

El desarrollo de la metodología, con contenidos y organización formativa propias es un proyecto ambicioso y a largo plazo que ya ha dado sus primeros pasos mediante el desarrollo de algunos componentes estructurales como:

  • un Plan Técnico Anual,
  • una temporada de sesiones prácticas monográficas,
  • un plan de formación y desarrollo de carrera profesional y
  • un modelo de iniciación y acompañamiento para los entrenadores en formación.

La Jugadora Promete

Llamamos así tanto al perfil de jugadora ideal que pretende desarrollar el club, como a aquellas jugadoras que han llegado a lograrlo a lo largo de su trayectoria y que ejercen actualmente como modelo y referencia para las más jóvenes.

La Jugadora Promete cuenta con una identidad propia, una historia de vida ejemplar y de la que emanan los valores coherentes con los del CDP y que queremos transmitir a nuestros jóvenes, entre otros:

  • VALENTÍA para reconocer y perseguir su verdadera pasión y vocación,
  • FORTALEZA y perseverancia necesarias para el duro trabajo que requiere el desarrollo sistemático de su talento potencial, y
  • GENEROSIDAD para entregar su fruto a los demás.

La Jugadora Promete va más allá de las pistas de competición, se compromete con la ejemplaridad en su vida y a representar el compromiso del club y de la fundación con el desarrollo del talento personal, deportivo y profesional de las jugadoras, algunas participan en actividades como :

  • entrenadoras de equipos de cantera del club ofreciendo a los niños su experiencia, conocimientos, etc.
  • otros proyectos educativos de Fundación Promete, como Basket Promete o Campus Promete.
  • otras labores dentro del club y de Fundación Promete, como las de técnicas deportivas, educativas y gestoras.
  • Algunos ejemplos de ellas son jugadoras como Naiara Galilea, Paula Estebas, Elena Salcedo, Paula Ballvé, Leslie Knight o Juana Molina.

La Jugadora Promete